Independientemente de la forma de abuso, es en general una forma de manipulación en la que una persona  invade o transgrede a otra.  

El abusador muestra un exceso de poder hacia quien se convierte en víctima; el abuso psicológico es una forma de maltrati en la que la víctima es sometida a humillaciones, burlas, ofensas y palabras hirientes.

El abuso psicológico es una forma de maltrato emocional dolorosa que daña él autoestima de la persona; también la experimentación de miedo hacia el agresor se convierte en un efecto automático del maltrato.. La víctima se siente débil e indefensa para hacer frente a esa situación de la que no sabe cómo salir exactamente.

La persona que sufre abuso psicológico experimenta la desagradable sensación de una forma frecuente de sentirse mal consigo mismo, con alto nivel de estrés, con momentos de apatía e impotencia por no saber cómo salir de esa situación. 

Generalmente la persona abusada deja de sentirse como un ser humano porque el objetivo del abusador es dehumanizar a la víctima convirtiéndola en un objeto. 

Existen una serie de Cicatrices que deja el abuso en la vida.

El abuso psicológico y sus efectos son más graves cuanto más tiempo se prolonga un periodo de abuso. Las cicatrices del abuso psicológico son invisibles, es decir, las heridas no se ven como en un golpe físico, sin embargo, se sienten a nivel interno. 


Las actitudes habituales en una persona que abusa psicológicamente de otra son: 

Rasgos de humillación tanto en público como en privado, puede insultar con frecuencia o utilizar palabras despectivas para referirse a su víctima, el abuso no solo se muestra a través de las palabras sino también, mediante el tono de voz elevado (los gritos transmiten una gran carga de violencia), otra forma de humillación son las amenazas y el chantaje emocional. Los efectos comunes en la víctima son sensaciones de tristeza profunda, baja autoestima, miedo, Etc. 
El abuso psicológico puede darse entre cualquier tipo de relación ya sea de pareja y hacia los hijos los daños pueden llegar a ser permanentes cuando la persona está expuesta a continuo daño.

La terapia es no sólo recomendada sino necesaria tanto para la víctima como a la persona abusadora.

Si tienes dudas o estás siendo abusada deja tu mensaje para que nos contactemos contigo.