Artículo escrito por Psi.Sandra Buenfil


Hoy en día sabemos suficiente o más acerca de los comportamientos y cambios de los ancianos. No obstante muchas veces siguen sin ser diagnosticados e identificados correctamente cuando se trata de ciertos comportamientos. 

Algunos comportamientos incluso llevan a la familia a aislar al anciano e incluso, desgraciadamente en algunos penosos casos a abandonarlos. 

La enfermedad de Pick es sumamente rara y es parte de las demencias. Los síntomas más tempranos suelen manifestarse en cambios progresivos  de la personalidad. Y se diferencia del Alzheimer porque éste incluye una perdida de la memoria.

Los pacientes que sufren la enfermedad de Pick tienden a perder la capacidad de comprender cómo deben comportarse según los requerimientos sociales, incluyendo cambios en estado de humor, agresividad, apatía, e impaciencia como síntomas habituales de dicha enfermedad.


No obstante uno de los síntomas que más preocupan a los familiares son que la persona empieza a utilizar un lenguaje que era poco usual en su personalidad como insultos, comportamientos provocativos e incluso de tipo sexual.

La enfermedad degenera tanto la personalidad que el anciano finalmente se aísla, perdiendo contacto con los demás, evitando comunicarse y deteriorando su memoria.

Esto hace que los ancianos se conviertan en pacientes y familiares difíciles de cuidar

Los familiares tienden a evitar salir con el anciano puesto que eso les avergüenza Y pone en situaciones incomodas, también es difícil encontrar asistentes que estén dispuestos a trabajar con el anciano por lo que la carga del cuidado puede ser mayor.

¿Se puede tratar?

Al ser una demencia es imposible curarla. La razón es que la “demencia frontotemporal tiende a afectar principalmente a los lóbulos frontal y temporal (lateral) del cerebro, que son las partes responsables del lenguaje, de la capacidad de planificar y organizar y de controlar el comportamiento.”(BBC News)

Aunque no se sabe a Ciencia cierta porque se desarrolla la demencia en esta área del cerebro, los especialistas apuntan a que existe una correlación genética y pude ser diagnosticada desde los 50 años de edad. 

El daño es degenerativo por lo que no existe algún tipo de tratamiento que pueda evitar el avance de la enfermedad. Pero existen algunos tratamientos que permitan llevar una mejor calidad de vida las cuales incluyen el uso de Antidepresivos.

Deja tu comentario.